• El primer día de guardería

    Hormonada y cansada hemos subido la cuesta de nuestro barrio para ir a la guarde y entregar todo el papeleo: fotos, certificados, fotocopias, etc. Ya es una realidad. A partir de mañana, la fiera tendrá nuevos compañeros y una profesora. Aprenderá muchas cosas que a día de hoy no le puedo ofrecer. Todo ha sido muy rápido pero los cambios que ha experimentado durante este verano me han dejado claro que el niño necesita marcheta de la buena y yo no puedo estar todo el día, desde primera hora de la mañana en el parque, trepando por las cuerdas y corriendo por la calle. Aún me acuerdo cuando la fiera cumplió…

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons