Segundo parto: la llegada de laSanta (Parte I)

El parto de laSanta fue increíble y lo digo así porque nada más nacer dije «el año que viene tengo otro!». Sí, el segundo parto es mejor que el primero! Sirve para quitar todas aquellas espinitas que te clavaron con el primer parto (aquel que soñastes pero que nunca se dio).

Mis dos partos han ido precedidos de una buena comilona, eso está más que claro. En mi caso ha funcionado eso de «comer hasta reventar» jajaja!

Recuerdo que como era sábado fuímos a cenar a casa de Rosa y me puse las botas. Mi barriga tocaba a la mesa y quería alcanzarlo todo para comer más y más. Rosa se reía de mi y yo pensaba que aún me quedaban días. LaSanta decidió salir en la semana 40+6… su hermano lo hizo en la semana 41 así que yo ya no desesperaba por el segundo parto.

segundo-parto

Llegó el día 9N, para quienes no lo sepáis el 9N fue un hito en la historia de Catalonia.

Total que me desperté y había roto aguas! Bieen! (eran las 6 de la mañana) Mi sueño hecho realidad, despertarme y patapám (con elFiera me quedé con las ganas porque tuve una fisura de bolsa y casi no me di cuenta). Pero ni una contracción…

Pereza máxima ¿ahora me tengo que poner a parir? – pensé. El padre se reía de mi pero la verdad es que tuve una sensación de pereza total al pensar en el primer parto y la de horas que me tiré…

Llamámos a los suegros para que vinieran a buscar al Fiera y yo le dije a mi pequeño que ya no debía preocuparse por nada porque la hermanita iba a nacer en el hospital. Le dije que cuando volvieramos a vernos, ya no tendría esa barriga tan gorda y podríamos jugar como antes y lo más importante, podría volverlo a coger en brazos! (Sí, algo que tenía muchas ganas de hacer porque en más de una ocasión debí negarle los brazos).

Total, cogí la bolsa, hice las últimas fotos y me planté en el colegio de marras para votar con mi papeleta lo del SÍ O NO… Había una cola increíble y como ya iba rota decidí irme para el hospital y olvidarme de los votos. Ingresé pasadas las 12 del mediodía.

Recuerdo que fuí al mostrador de urgencias como Pedro por su casa, me miraron y acto seguido ingresé en el Box. Despúes de tener sentir una pereza increíble por ponerme de parto, me sentí como en una nube y empecé a ser consciente de que quedaban horas para ver la carita de mi reina, esa que no se dejó ver ni en la eco 4D… Me puse mi camisón, me acomodé en mi cama y ale tú «pensión completa!»- pensé.

Recuerdo que el padre puso la carrera de Fórmula 1 y que el odioso Alonso iba dando vueltas. Mientras tanto no tenía nada más que hacer que esperar y  crear un grupo de Whatsapp para compartir mi segundo parto con toda la familia y amigos más cercanos «9N-Sí-Sí_LaSantayaestáaquí!».

(Continuará)

 

Madre de dos fieras. Risueña y soñadora con alma de cántaro. Gracias a mis hijos estoy aquí y gracias a vosotros sigo escribiendo. Así que hasta aquí puedo leer que las bios no son lo mío. ¿Te ha gustado el post? ¡tú comenta lo que quieras que yo prometo contestar! y si te apetece comparte, así me ayudas a llegar a más gente ;) Feliz día!

10 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons
A %d blogueros les gusta esto: