Maternidad

3 palabras: Periodo adaptación guardería (ouch!)

¡Qué difícil es romper la rutina a mi criaturica! El periodo adaptación guardería cuesta demasiado… es una pesadilla en toda regla…

periodo-adaptacion-guarderia-bebe

Después de dos años y medio viviendo juntos las 24h. del día, llegó el momento de ir a la guardería… Necesito unas horitas por la mañana para descansar un rato y hacer la mía. Con el bombo que llevo no puedo estar por el parque corriendo como una gacela… así que necesito 3 horas para que la fiera se desfogue un ratito.

Sé que en algunas guardes los padres se meten en las aulas con sus hijos durante un tiempo. En mi guarde hay flexibilidad de horario pero no me puedo quedar con él ni un rato…

En resumen, el periodo adaptación guardería:

El primer día fue bien… él no lloró pero yo lloré al despedirme.

El segundo día… ya sabía a donde iba y se quedó un poquito renegando.

El tercer día… empezó a llorar amargamente al ver a sus compañeros llorando y se me agarró como una paparra.

El cuarto día… lloró con su padre pero finalmente paró y se quedó medio convencido…

y hoy ya al entrar al cole, al ver el ambiente ya ha empezado “QUE NO! que NO!”. Después de un día sin ir a clase porque ya tenía tos perruna-mocos-y-alguna-décima (sí, empiezan y enfermos al día siguiente), seguido de otro festivo “La Mercè” pues ya tenemos el lío montado.

Al parecer cada lunes pasa lo mismo y la fiera a la que ve alguien llorando, empieza a llorar automáticamente. Hoy se ha sumado que le ha entrado tos y arcada incluida… y finalmente, a vomitar!

La angustia de la separación, aunque solo sean 3 horas es superior a él… llega un punto en que no sabes qué hacer pero luego la profesora te dice que ha estado tan ricamente cantando y bailando… Llegará el día en que se quedará a gustito cuando nadie llore y se sienta reconfortado pero a día de hoy veo imposible dejarlo más tiempo allí.

Pensé que el periodo adaptación guardería sería más fácil porque la fiera es bastante independiente (eso creía yo!), pero de momento no veo la luz. Por mucho que le explico que iré en breve, que el cole mola, que los amiguitos, que la profe… no sé si sirve de mucho.

(si queréis algunos consejos para hacer más llevadera la adaptación os dejo con otro post con Sonia López).

Por otra parte, la guarde hace de las suyas con el sueño. Cuando llega la hora de ir a la cama no quiere de ninguna de las maneras y no se duerme solo ni de coña. Lo tenemos que dormir siempre y la luz siempre encendida. De madrugada aparece por nuestra habitación y ya hemos optado por poner la cuna colecho porque en el estado en el que me encuentro no puedo dormir hecha un cuatro y con el cojín de lactancia por el medio.

Además del sueño también he notado que exige una atención inmediata cuando me llama. estando por casa. Antes tenía un poco más de paciencia pero ahora cuando dice “mamaáa!” hay que atenderlo rápidamente. Otra batalla que sigue abierta es el tema de la comida… no salimos de los mismos platos y es casi imposible que pruebe algo nuevo… Esta es mi historia. FIN!

Sé que este post no es que sea la alegría de la huerta pero en días como hoy, es lo que me apetece escribir…

¿alguna sugerencia? (aparte de ánimos y paciencia)

 

22 Comments

  • Reply Mamá en Bulgaria 26/09/2014 at 08:58

    Yo cuando llevé a la mayor a la guarde por primera vez pasé por lo mismo. Estuvo dos semanas llorando histérica cada mañana, pero luego se le pasó. Hay que aguantar esos primeros días, luego mejora, ya verás.

    • Reply batmami 26/09/2014 at 10:53

      eso me dice todo el mundo pero hasta que pase… ufff! creo que hace mucho el estado en el que me encuentro y sé que debo guardar altas dosis de paciencia… salir de casa por las mañanas cuesta y las noches a veces son mediasnoches… en fin, espero que todo mejore pronto! un abrazo!

  • Reply Luci 26/09/2014 at 09:18

    Ains! ¿crees que puede influir también el hecho de que dentro de poco va a venir otra personita al mundo que le va a “quitar” su espacio? puede ser que todo se le junte y “explote” por todos lados…yo creo que lo estás haciendo muy bien, explicarle que va a la guarde, que va a estar con la seño, que lo va a pasar genial, preguntarle cada dia cuando sale por lo que ha hecho, que te cante las canciones que aprende y te baile, y ponerle mucho énfasis (aunque parezcamos locas) para animarlo a que cada día te cuente sus aventuras…no sé, los cambios tienen sus fases supongo y le afectará a todo su “mundo”, ojalá pudiera ayudarte más, ¡ánimo guapa!

    Un beso

    • Reply batmami 26/09/2014 at 10:56

      ay amore! pues no sé si se lo huele, pero está claro que no puedo cogerlo ni hacer muchas cosas que antes hacíamos. Tengo que ir con cuidado que no me de golpes en la barriga y esas cosas. Poco a poco llegará la calma, lo que está claro es que a mi me influye mucho esta barrigota y ando cansada, para qué negarlo. Trae tela tener dos hijos tan peques, aunque ya me lo imaginaba… ahora ya estoy de pleno! jajajaa! besos guapa y gracias por tus palabras!

  • Reply La mama fa el que pot 26/09/2014 at 09:44

    el tema de la adaptación es un periodo difícil, el año pasado a la peque también le costó y es muy duro tener que dejarles así.
    Además si cuando llega hay otros peques llorando pues no ayuda.
    Pero bueno, espero que pronto pueda disfrutar de la guarde y vaya contento.
    Muchos ánimos!!

    • Reply batmami 26/09/2014 at 10:57

      menos mal que hoy nadie lloraba y ha entrado para clase corriendo al ver todo el suelo lleno de coches! poco a poco lo conseguiremos, todo llega, pero claro, aquí yo que soy una impaciente no puedo ir así por la vida. Pobrete mío! Un abrazo y a ver si todo cambia! felizfinde!

  • Reply Vinyet 26/09/2014 at 10:39

    Ánimo guapa! Si no queda más remedio la guardería es la única/última opción (que no la mejor, creo yo). Quizás te iba mejor estar con él por las mañanas que no después tener que atenderlo toda la tarde-noche nervioso y mega demandante… no? No es una crítica sino una pequeña reflexión. Ellos sufren mucho y nosotras también.

    • Reply batmami 26/09/2014 at 11:00

      lo valoré todo, incluso miré un grupo de crianza pero por comodidad creo que es mejor 3 horas de guarde al ladito de casa. Es el tiempo justo que puedo hacer algo en casa y él juega. Hemos pasado dos años yendo al parque 2 horas, mañana sí, mañana también pero ahora acabo hecha polvo. Si viviera en otro barrio hubiese optado seguramente por “les mares de dia”, aunque económicamente no sé cómo van de precios. La tardenoche ya está su padre y así los tres jugamos y pasamos el rato largo 😉 desde luego ir a la guarde es un coñazo, pero bueno, cuando llegue el cole ya si que me va a dar algo no poder tenerlo tantas horas! :S Besotes!

  • Reply Irene MoRe 26/09/2014 at 10:54

    Pues me encantaría darte algún consejo que pudiera servirte, pero no lo tengo.
    Peque estuvo el año pasado ENTERO llorando cada día que entraba. Generalmente le llevaban su padre o la abuela, y por mucho que le entretuviesen hasta la llegada, una vez que estba en la puerta, empezaba la llorera. Las pocas veces que le he llevado yo, el drama era aún peor.
    En esa guardería tampoco nos dejaban entrar a los padres.
    Lo que sí te digo, para tu tranquilidad, igual que se lo dije a la madre más friki de estos lares, es que pidas fotos y vídeos de tu fiera en la guarde.
    A Peque empezamos a llevarle en septiembre, hasta abril no me mandaron la primera foto. Cuando íbamos a recogerle a la guarde siempre nos decían que se le pasaba enseguida, que dejaba de llorar y se lo pasaba muy bien. El problema fue que, al ver las fotos, nos dimos cuenta de que el niños siempre estaba apartado y serio. No se integraba con los compañeros. Yo le enseñaba las fotos y le preguntaba por sus amigos y no me respondía. En todo el curso sólo me nombró a uno.
    Le mantuve en la guardería por mi chico, que es de la “rama dura” de la educación y, según su opinión, si le quitábamos iba a ser peor. Pero llegado el verano, la operación y demás, aproveché y le borré.
    No te digo esto para que te preocupes, al contrario, creo que el caso de mi hijo no es normal y lo que suele pasar es que, por mucho que lloren a la entrada es un simple chantaje emocional y luego se lo pasan pipa dentro. Si es así (como estoy segura) y tú lo compruebas con las fotos y los vídeos, estarás tranquila y te despedirás de él a la entrada sin ningún cargo de conciencia, eso lo notará y al poco tiempo dejará de llorar.
    Si crees que pedírselo directamente a la profesora no es lo correcto, puedes proponer crear un grupo de whatsapp de padres, donde circulen fotos y vídeos. Es un coñazo, porque habrá muchos que sean un auténtico tostón, pero con silenciarlo y fijarte sólo en las fotos donde esté la fiera, suficiente.
    Siento el tostón, pero como verás, este tema me toca la fibra sensible.
    Besazos guapetona y espero que pronto escribas otra entrada en la que nos cuentes lo feliz que va el fiera a jugar con sus amigos.

    • Reply batmami 26/09/2014 at 11:09

      qué duro Irene no? uff!
      no me quiero ni imaginar lo mal que lo deberías pasar, los dos! no quiero pensar que la cosa va mal porque cuando lo veo de reojo ya está jugando. Le pregunto por las cosas que hacen y me cuenta algunas cosas por lo que veo, la cosa va bien. Lo único que debo hacer ahora es acortar el tiempo de despedida, creo que es mejor desaparecer sin más. Me preocuparía mucho si estuviese largas horas, pero de momento sólo son 3 horitas. El problema es cuando lloran los otros, si ve que todos están tranquis, él entra como si nada. Eso sí, cuando lo voy a buscar me suelta un “yaaaataaaa!!!” jajaja!
      Espero que tarde o temprano me envíen alguna fotillo, hoy se lo preguntaré porque en ese aspecto los veo un poco desfasadetes. No es que sea la mejor guarde pero es la que me queda más cerca y tal y como estoy, no puedo estar corriendo la ciudad. Lo que me sorprende es la ratio de alumnos, ni más ni menos que 16 para una profe (tiene refuerzo a la hora de comer) pero me parece increíble para ser una privada.
      Y ahora tu peque va a la guarde o lo tienes tu? creo que lo que más miedo me da es que se me ponga enfermo cada dos x tres porque tiene a bronquitis y eso sí que me va a matar!
      muchas gracias por tus palabras y eso espero, volver a escribir feliz! Un abrazo fuerte

      • Reply Irene MoRe 26/09/2014 at 11:38

        Por lo que cuentas, creo que se lo pasa fenomenal en la guarde. En lo de las despedidas cortas tienes toda la razón, por eso te decía lo de las fotos. Si tú sabes que luego está bien, puedes decirle tranquilamente “hasta luego, cariño”, un besito y ya está. Pero si estás intranquila y te demoras en despedirte porque estás preocupada, lo nota y usa tus sentimientos para intentar no ir (por muy bien que se lo pasen, con su madre es con quién más quieren estar, por supuesto).
        Con Peque empezaremos el 1 de octubre en una guardería nueva, donde he visto al personal mucho más implicado en el cuidado e integración de los niños, además de tener mejores instalaciones.
        En cualquier caso, si pasado un tiempo suficiente (unos dos meses, imagino), veo que no hay mejora, le quitaré.
        La idea de llevarle a la guarde (3 horas, como vosotros) es para que al año que viene, cuando empiece el cole, no le sea tan duro (allí tendrá que pasar, al menos, 5 horas). Es decir, no pretendo que aprenda nada en la guarde, salvo a socializar con más niños y a saber divertirse aunque no estemos sus padres.
        Si eso no lo consiguen, le quitaremos de la guardería y se quedará con los abuelos, aunque espero que este año vaya mejor, porque me parece mucho abusar de mis padres.
        Ya te contaré.
        Muchos besos y feliz fin de semana.

        • Reply batmami 02/10/2014 at 11:10

          por fin vamos felices al cole! menooos mal! hoy ya me lanzó un besito desde clase! qué alegría más grandee!

  • Reply Tere 26/09/2014 at 12:38

    Mi nene empezó el año pasado con 1 año y medio, también porque tenía la necesidad de disponer al menos de 3h para poder ir a comprar, limpiar, etc.. porque es un bichito que no para. La primera semana muy bien, muy contento pero luego cuando vió que era todas las semanas lloraba como un desesperado, las profes me decían que a los dos minutos de irme yo se le pasaba y yo “espié” un par de días y así era. Luego pasó un tiempo contento y luego tuvo una temporada que volvió a llorar pero ahora ya está. Yo siempre le digo lo bien que se lo pasa, que les cuente a sus amiguitos que ha ido con el tractor de papá (mi marido es payés) o que hemos ido a coger nueces, o setas, le digo lo que haremos ese día por la tarde, que mamá le irá a buscar a la hora de comer… cosas así. Les cuesta un poquito pero se adaptan y se lo pasan genial, claro que se pondrá enfermo más seguido pero con dos años ya tiene más defensas, aunque es normal que las mamis lo pasemos mal.

    • Reply batmami 02/10/2014 at 11:12

      gracias Tere por tu comentario! la verdad es que el periodo de adaptación parece que ha finalizado con éxito 😀
      estoy contenta porque ya sabe lo que hay cada mañana y se queda bien en clase. También hago lo mismo, refuerzo mucho la experiencia y le digo lo que haremos cuando no vaya al cole. Siempre le pregunto que ha hecho y intentamos cantar las canciones que hace en clase. Hubo un día que cambió y ya está! ya nadie llora y todos van bien! un besito!

  • Reply remorada 26/09/2014 at 13:01

    yo no tengo sugerencias para dar, parece que no es solo su angustia sino que le influye también lo que ve en otros compañeros, a la que empiecen a conocerse mejor se quedarán más tranquilos… ánimo! >_<

    • Reply batmami 02/10/2014 at 11:14

      ya esta integrado en clase! un día de repente dejaron todos de llorar y fue mágico! ahora va contento y se queda tan feliz! es increíble como cambian de un día para otro… una cosa menos, y menos sufrir! 😉 un besote guapa! pásalo en grande por tu tierra!

  • Reply Marta 26/09/2014 at 14:58

    Pues… pocos consejo más que el paciencia, y que la adaptación es eso precisamente. Que sé que la mayoría de niños se queda tan ricamente, después de la llantina por la separación, y que no se vuelven a acordar de sus padres hasta que los vuelven a ver en la recogida, pero… Siempre se nos queda el corazoncico encogido, paciencia.

    • Reply batmami 02/10/2014 at 11:16

      el corazón encogido, tu lo has dicho! ahora ya ha pasado el mal trago y va tan feliz. Entra en clase como un torete y se queda tan pancho! ya nadie llora y eso ayuda mucho 😀 soy feliz!

  • Reply Lafont 27/09/2014 at 11:30

    Hola guapetona! Es normal que la adaptación sea más difícil en la clase de los mayores; aunque siguen siendo pequeños, tienen muy claro lo que quieren y se enteran de todo. Entre los 2-3 años se reafirman en el yo, aparecen las rabietas, la necesidad de atención , la explosión del lenguaje, el no… y si juntas todo eso en un grupo de 20 ( ratio de niños por educador/a, tanto en pública como en privada) pues imaginate el reto que supone, tanto para los peques, los educadores y las familias. Yo como profe lo que te puedo decir es: que pongas mucho entusiasmo de tu parte, porque el pilla todo lo que sientes, y si tu vas angustiada, el lo percibe; que tengas plena comunicación con su educador/a, para que te de confianza y estés tranquila y por último, algo que he leído y que es totalmente erróneo! Despidete de el SIEMPRE. No hay nada más confuso para los peques que sus padres desaparezcan. El momento de la despedida no debe alargarse, para que ninguna de las 2 partes sufra, pero para el es super importante en saber que te vas, para luego volver. Eso le ayuda poco a poco a entender que estará solo ese rato en el cole, y que luego vuelve a casa, y no se siente abandonado. Bueno, siento el rollazo y espero haberte ayudado 🙂 seguro que en unos días lo tenéis por la mano! Besitos y a cuidar esa tripota ;**

  • Reply batmami 02/10/2014 at 11:21

    hola amorcete! gracias por tu ayuda! se agradece muchísimo! creo que hemos hecho bien los deberes porque ya se queda súper tranquilo. Hoy me lanzó un beso desde clase y se quedó tan feliz. He intentado no ir angustiada, explicarle todo lo que puede hacer allí y lo que haremos después de salir de clase. También refuerzo en casa, dormimos juntos y pasamos largos ratos. Se nos juntó un poco todo, el chupete y la guarde pero ya hemos salido a flote! además los compañeros ya no lloran y ayuda mucho. El momento despedida es clave, lo sé! pero hice mal los primeros días en alargarlo tanto. Creo que es mejor darles un besote y dejarlos con la profe con un “hasta luego! en un rato vengo a buscarte!” a veces cuanto más abrazo más angustia les coge, al menos me pasó. Llega un día que pluff! cambian de repente y entienden que solo es un ratito 😉
    Un abrazo guapetona, gracias!

  • Reply No es país para madres lloronas | AdB 18/09/2015 at 10:01

    […] y que es bueno que estén con niños de su edad haciendo actividades en grupo. Si el año pasado el periodo de adaptación fue de traca (además yo andaba hormonadísima con mi bombo), puedo decir que este año no tengo […]

  • Reply Periodo de adaptación infantil ¿cómo ayudar a nuestros hijos? | AdB 14/09/2017 at 21:27

    […] su día ya escribí sobre el periodo de adaptación infantil, pero fue sobre los primeros días de guarde del fiera. Aún recuerdo mi bombo, la angustia de dejar a mi pequeño aunque fuesen 3 […]

  • Leave a Reply

    Simple Share Buttons
    Simple Share Buttons
    A %d blogueros les gusta esto: