Cámara acuática para niños y niñas de My First

Ya ha llegado el mes de agosto, las deseadas vacaciones y las ganas de jugar y jugar sin parar. Aquí estamos disfrutando de unos días de semidesconexión porque la vida autónoma me permite parar a ratos, pero las fieras están desatadas.

Jugando, descubriendo el mundo, conociendo nuevos amigos, explorando la naturaleza y aprovechando los días al máximo. Hoy os quería hablar del último juguetito que ha caído en nuestras manos, la cámara acuática My First. Gracias a Comansi hemos tenido la oportunidad de probarla. Como sabéis, es una marca mítica que lleva 60 años fabricando juguetes y también innovando para ofrecer juguetes de calidad. En casa somos muy fans de sus figuritas de plástico, porque siempre encontramos algún personaje que nos gusta y además tienen juguetes de toda la vida como la bola loca u otros juegos para fomentar la creatividad y el ingenio.

Cámara acuática My First: la primera cámara para jugar dentro y fuera del agua

En casa tenemos varias cámaras, pero aún nos faltaba una cámara acuática infantil y que nos diera la posibilidad de capturar imágenes diferentes bajo el agua. Este tipo de cámaras son ideales para jugar en la piscina, pero en la playa dan mucho juego para poder observar la fauna marina y capturar fotos y crear vídeos diferentes.

 

cámara acuática my First

 

Cámara acuática para niños y niñas

La cámara acuática myFirst es genial para niños y niñas porque con sus 8 megapíxeles consigue unas fotos vívidas y divertidas. Además, su reducido tamaño y sus accesorios hacen que sea una cámara perfecta para empezar a jugar debajo del agua. La cámara lleva una funda de plástico blando para que quede bien protegida y también lleva otra funda rígida para usarla bajo el agua. Gracias a esta carcasa reforzada, ni se mojará, ni tendréis que sufrir por los golpes porque también lleva una cinta para poder colgarla mientras hacemos fotos.

cámara acuática my First comansi

Además, la cámara my First es superligera porque solo pesa 65 gramos y cabe en la palma de tu mano. Su batería también es duradera, lo que permitirá que la usen horas. Podrán usarla tanto en el mar como en la piscina sin problemas, como os digo, lo mejor es que puede colgarse y así no se pierde. 

 

Cámara acuática para piscina My First

Además, la cámara contiene una tarjeta microSD de hasta 32 GB que viene con un adaptador de USB para poder conectar la tarjeta a cualquier ordenador para descargar las fotos rápidamente. 

Lo que más les gusta a las fieras es que la cámara tiene diferentes modos, hay marcos divertidos para animar la foto y filtros diferentes para jugar y crear fotos únicas. Sin duda este es uno de los puntos fuertes, además, apretando tan solo un botón puedes cambiar el modo y hacer fotos o vídeos de larga duración.

Sin duda, las cámaras de fotos infantiles siempre son un buen regalo y en casa nos encanta porque las fieras desarrollan su creatividad y luego quedan fotones para el recuerdo.

Cámara acuática para bucear

Estaba claro que íbamos a usar la cámara en el mar, porque nos encanta hacer snorkel. Así que el resultado ha sido bueno, aunque mejor usarla en piscina y en exterior. En el medio marino, si no hay demasiada luz y hay mucho movimiento, cuesta más captar buenas imágenes, pero eso sucede con cualquier cámara.

En exterior, la cámara da más juego y las imágenes son nítidas y también podemos probar y crear con los diferentes marcos de fotos.

Nuestra opinión sobre la cámara acuática infantil My First

Después de probar la cámara durante unos días y jugar con ella en diferentes medios acuáticos, podemos decir que nos ha encantado. Nos ha gustado por su reducido tamaño, porque es fácil de manejar y además su interfaz es superfácil de usar para que las fieras puedan experimentar sin problemas.

Es un plus añadido que la cámara pueda usarse bajo el agua, pero también la podemos llevarla a cualquier lugar para hacer fotos del paisaje o de cualquier cosa que llame la atención de las fieras.

Sin duda, tener una cámara tan pequeña para que ellos puedan experimentar es genial. Les da autonomía total para jugar, dejar volar la imaginación y fomentar la creatividad a tope. Y hasta aquí nuestra reseña, esperamos que este verano os lancéis a por vuestra cámara acuática y hagáis muchas fotos para revivir momentazos.

¿Tenéis alguna cámara infantil en casa o habéis probado alguna cámara acuática?

 

 

Otros posts que te pueden interesar: 

Pisamonas y sus zapatos básicos para el verano

Los mejores juegos de mesa para niños

Osmo para iPad: el juego educativo, digital y físico que revolucionará a tus fieras

 

Madre de dos fieras. Risueña y soñadora. Gracias a mis hijos estoy aquí y gracias a vosotras sigo escribiendo. Así que hasta aquí puedo leer que las bios no son lo mío. ¿Te ha gustado el post? ¡tú comenta lo que quieras que yo prometo contestar! Si te apetece comparte ¡así me ayudas a llegar a más gente! Que tengas un feliz día ;)

One Comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.